martes, octubre 19, 2021
Inicio Actualidad Cantabria pone la primera piedra del Centro de Arte Rupestre para convertir...

Cantabria pone la primera piedra del Centro de Arte Rupestre para convertir su patrimonio arqueológico y prehistórico en referencia internacional.

Miguel Ángel Revilla y Pablo Zuloaga han destacado el privilegio de contar con 10 cuevas Patrimonio de la Humanidad y la riqueza de los yacimientos existentes.

El Gobierno de Cantabria ha puesto la primera piedra del proyecto que representa el Centro de Arte Rupestre de Cantabria, que aspira a convertirse en referencia internacional por su patrimonio arqueológico y prehistórico.

Así lo ha destacado el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, durante la colocación de la primera piedra de este Centro, que contará con una inversión de 4 millones de euros y un plazo de ejecución de 18 meses, estando operativo previsiblemente a finales de 2022. Este presupuesto se verá incrementado aproximadamente en otro millón más para desarrollar el proyecto expositivo.

Revilla ha indicado que Cantabria es un territorio privilegiado por su patrimonio arqueológico, asegurando que toda la comunidad autónoma es un museo bajo tierra.

Acompañado por el vicepresidente y consejero de Universidades, Igualdad, Cultura y Deporte, Pablo Zuloaga, el presidente ha señalado que con la construcción del Museo de Arqueología y Prehistoria de Cantabria (MUPAC) impulsada por la Consejería de Cultura, que contará alrededor con el Centro Botín, el Centro Reina Sofía y el nuevo Museo del Banco de Santander, Cantabria se convertirá en una referencia mundial.

Completando el MUPAC con Altamira, ha añadido, con este Centro de Arte Rupestre de Cantabria y con todo el patrimonio arqueológico y prehistórico, Cantabria se convierte en una referencia en un ámbito que suscita cada vez mayor atención, como es el conocimiento de los orígenes del hombre.

En su intervención, Revilla también ha resaltado la calidad del proyecto arquitectónico del Centro de Arte Rupestre que ha calificado como “extraordinario”, con un diseño respetuoso con el entorno natural.

Por su parte, el vicepresidente regional ha señalado que este Centro va a servir de plataforma para el conocimiento, acceso y visita a las cuevas prehistóricas existentes en Cantabria, poniendo en valor su patrimonio arqueológico, uno de los más importantes del mundo, y el tesoro que representa su arte rupestre.

Por este motivo, ha expresado su convencimiento de que este Centro se convertirá en referencia internacional para la divulgación del patrimonio de la comunidad autónoma, siendo el complemento perfecto para Altamira, para su réplica y su museo.

Tras reiterar el compromiso del Ejecutivo regional y el suyo personal para sacar adelante en esta legislatura el proyecto del Museo de Arqueología y Prehistoria de Cantabria (MUPAC), ha comentado que el Centro de Arte Rupestre formará parte de una estrategia global para proteger y divulgar el patrimonio regional. También se ha referido al compromiso del Gobierno de España de traer a Santillana del Mar el Centro de Categoría 2 de Arte Rupestre de la UNESCO.

Sobre el Centro de Arte Rupestre de Cantabria, ha señalado que va a tratar de dar a conocer la riqueza del patrimonio arqueológico de la comunidad autónoma, con 10 cuevas Patrimonio de la Humanidad, seis de ellas abiertas al público, 70 yacimientos de arte rupestre y decenas de yacimientos paleolíticos.

Elemento dinamizador

Zuloaga ha explicado que el proyecto del Centro de Arte Rupestre de Cantabria se concibe como un elemento dinamizador y una inversión, no sólo de carácter cultural o turístico, sino también como un motor económico de los valles pasiegos. Junto a la creación de empleo, ha incluido la lucha contra la despoblación como objetivo a alcanzar con la puesta en marcha de este proyecto.

Este Centro, ha subrayado, se construye para mejorar la vida y las oportunidades de los vecinos de los valles pasiegos, de Puente Viesgo, de todos los municipios del entorno y de toda Cantabria.

En este sentido, ha destacado que el Centro de Arte Rupestre de Cantabria responde a unos objetivos presentes en todos los proyectos desarrollados desde la Consejería de Universidades, Igualdad, Cultura y Deporte. Entre ellos ha citado el impulso de la integración comarcal de los proyectos como una oportunidad para el territorio, la creación de espacios que actúen como elementos sinérgicos y dinamizadores, el impulso de un nuevo modelo de desarrollo sostenible y el fortalecimiento de Cantabria como destino de referencia del turismo cultural y de conocimiento vinculado a su legado arqueológico prehistórico.

Además de los tradicionales objetos, como periódicos del día y monedas de uso corriente, Zuloaga ha introducido un buril raspador en la urna de colocación de la primera piedra del Centro de Arte Rupestre. Este objeto, ha explicado, aportado por el Instituto de Investigaciones Prehistóricas de Cantabria, sirve de homenaje y testimonio para seguir escribiendo la historia de la región.

Junto al presidente y el vicepresidente del Gobierno de Cantabria, al acto de colocación de la primera piedra del Centro de Arte Rupestre de Cantabria han asistido el presidente del Parlamento, de Cantabria, Joaquín Gómez; la directora general de Acción Cultural, Gema Agudo; el alcalde de Puente Viesgo, Oscar Villegas; y alcaldes y representantes de los municipios que cuentan con yacimientos arqueológicos declarados Patrimonio de la Humanidad.

Diseño del proyecto

Los arquitectos Miguel Huelga e Iria de la Peña, del Estudio Sukunfuku, han sido los encargados de dar a conocer el diseño del proyecto, explicando que se trata de un edificio de nueva construcción ubicado en la ladera nororiental del Monte Castillo, en Puente Viesgo, que trata de poner en valor el área natural y cultural de esta zona utilizando conceptos de integración, evolución y ampliación.

Para ello, el Centro de Arte Rupestre se articula en tres bloques organizados en torno a un patio central, que distribuye y conecta los diferentes espacios, rematados con una cubierta única. Así, se establece de forma diferenciada un área administrativa y de admisión, una zona de recepción de visitantes y el área expositiva.

La idoneidad del lugar, la funcionalidad, la articulación y usos de los espacios, la flexibilidad de los elementos, la calidad de los elementos y la dotación al Centro de un carácter representativo, han sido algunas de las premisas seguidas en el planteamiento arquitectónico del edificio.

En cuanto a los materiales, se han utilizado elementos pétreos de hormigón con una cubierta metálica.

Además del Centro, también está prevista la construcción de un aparcamiento, con capacidad para un centenar de plazas.

Fuente: cantabria.es

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Más Popular

Comentarios Recientes