sábado, septiembre 18, 2021
Inicio Cantabria Blanco y Lombó destacan la consolidación del reciclaje como la práctica medioambiental...

Blanco y Lombó destacan la consolidación del reciclaje como la práctica medioambiental más extendida en Cantabria

Los consejeros afirman que el mayor compromiso con el cuidado del entorno de los cántabros ha permitido el incremento en un 9,5% en el uso del contenedor amarillo.

Los cántabros reciclaron el año pasado un total de 12,9 kilogramos de envases domésticos de plástico, metálicos y briks en los 3.359 contenedores amarillos que hay repartidos por la Comunidad Autónoma, lo que supone un incremento del 9,5% respecto a los datos del ejercicio anterior.

Unas cifras que consolidan la tendencia creciente de los últimos cinco años, con un incremento del 38% en el reciclaje de envases ligeros; un 0,6% en los envases de papel y cartón, con 19 kilogramos separados en 2020 respecto a 2019 y logrando un incremento del 12% en los últimos cinco años, y más de 100.000 envases de vidrio al día, con una media de 73 envases por minuto, recogiendo un total de 11.139 toneladas de residuos de este tipo de envases (19,1 kilogramos por habitante y 65 envases por persona frente a los 17,89 kilogramos de vidrio por persona de la media nacional).

En concreto, el año pasado los datos de reciclaje en Cantabria evitaron la emisión de 9.066 toneladas de dióxido de carbono; la extracción de 18.757 toneladas de materias primas de la naturaleza, y el ahorro de 11.164 megavatio por hora de energía.

A todo ello hay que sumar la importante actividad desarrollada por la red de puntos limpios de Cantabria que gestiona el Gobierno regional a través de la empresa pública de MARE, registrando 291.439 usuarios en 2020, un 1% más que el año anterior, y depositando 57.293 toneladas de residuos.

Además, en los últimos cinco años se ha incrementado en un 30% el número de usuarios y en un 25% las toneladas de residuos voluminosos o peligrosos depositados en los 35 puntos limpios de la Comunidad Autónoma.

El consejero de Desarrollo Rural, Ganadería, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, Guillermo Blanco, ha hecho balance de los resultados del reciclaje en Cantabria durante 2020, en una rueda de prensa en la que ha estado acompañado por la consejera de Educación y Formación Profesional, Marina Lombó, para, además, presentar los nuevos materiales didácticos que ha elaborado el Gobierno de Cantabria con motivo del Día Mundial del Reciclaje.

Durante su intervención, Blanco ha destacado la consolidación del reciclaje como la práctica medioambiental “más extendida” de Cantabria y ha asegurado que el mayor compromiso de los cántabros con el cuidado del entorno ha permitido el incremento notable en el uso del contenedor amarillo.

El titular de Medio Ambiente ha aprovechado la conmemoración del Día Internacional del Reciclaje para agradecer a los cántabros su implicación con la protección del medio ambiente a través del reciclaje y la economía circular.

“Los cántabros somos conscientes de que el reciclaje se ha convertido en una herramienta para proteger y asegurar el futuro de nuestro planeta y de nosotros mismos”, ha remarcado Blanco.

Materiales didácticos

Además de dar cuenta de los datos de reciclaje, los consejeros Blanco y Lombó han presentado los nuevos materiales y recursos didácticos que el Gobierno de Cantabria, en colaboración con Ecoembes, ha elaborado con el fin de impulsar entre los escolares el conocimiento y la concienciación sobre los procesos de la gestión de los residuos, además de fomentar las buenas prácticas del alumnado de los centros escolares de Cantabria.

Así, se distribuirán entre los alumnos de Educación Primaria cuadernos didácticos de apoyo a las visitas didácticas que realicen a las instalaciones de tratamiento de residuos del Gobierno de Cantabria; recursos digitales interactivos para trabajar en el aula; un juego didáctico de gran formato para desarrollar dinámicas y talleres en el aula, y un manual de uso para el profesorado.

El consejero Blanco ha destacado la importancia de estos materiales ya que, en su opinión, “en cualquier de los ámbitos de la gestión ambiental resulta ya imprescindible la utilización de instrumentos sociales, como la educación ambiental, que favorezcan la obtención de cambios en los usos y hábitos de los ciudadanos y su participación en la solución de los problemas ambientales”.

Por su parte, la consejera Lombó ha señalado que “las aulas no pueden quedar ajenas a la educación ambiental”, un ámbito que ha considerado “fundamental” para concienciar a los ciudadanos, especialmente a los más jóvenes de la importancia del cuidado y de la protección del medio ambiente.

“Con esta nueva iniciativa perseguimos que los niños y niñas y los jóvenes cántabros sean conscientes de los beneficios del reciclaje y el impacto de sus gestos diarios en la conservación del entorno”, ha indicado Lombó, quien ha asegurado que “los docentes serán, una vez más, aliados estratégicos para transmitir la importancia del reciclaje en el cuidado del medio ambiente”.

La consejera ha considerado que los contenidos vinculados a la economía circular, el consumo responsable y la gestión de los residuos “como factores esenciales del necesario cambio de modelo económico hacia un modelo de vida más sostenible para la sociedad cántabra”, deben tener una presencia “clara” en los nuevos currículos escolares vinculados a la nueva Ley de Educación.

Finalmente, el gerente de la zona norte de Ecoembes, Fernando Blázquez, ha agradecido al Gobierno de Cantabria su apoyo “incondicional” para lograr unas cifras de reciclaje en la región que “se superan cada año” y que, en su opinión, ponen de manifiesto el compromiso de la sociedad cántabra con la economía circular y el cuidado del medio ambiente.

Fuente: cantabria.es

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Más Popular

Comentarios Recientes